Ruta en bicicleta por los Castillos de la Sierra de Francia

La Sierra de Francia es una región situada al sur de Salamanca que ofrece al viajero la posibilidad de sumergirse en un auténtico viaje al pasado. Lleno de encantadores pueblos que parecen haber quedado congelados en el tiempo. Pero también de descubrir paisajes realmente increíbles y de visitar majestuosas fortalezas como las que hoy te mostramos en este artículo. Te proponemos una ruta en bicicleta tomando como punto de partida la localidad de Tamames, ubicada entre la Sierra de Francia y el Campo Charro, a sólo 56 km de Hotel Regio (Salamanca). Un itinerario de 75 km sólo apto para aquellos que se encuentren en forma y estén acostumbrados, ya que la dificultad es alta. Una ruta dura en la que toca esforzarse y sudar pero que realmente merece la pena.

ruta por los castillos de la Sierra de Francia

Castillo de Tamames

La ruta comienza en la parte baja del pueblo, donde se encuentra la Torre del Homenaje de lo que en su momento fue el castillo de Tamames, Una construcción del siglo XII de unos 12 metros de lado, con un espesor de los muros superior a los 2 metros, lo que refleja su clara vocación defensiva. Algo que no solamente ocurre en este caso, sino en todos los castillos de la Sierra de Francia que veremos a lo largo de la ruta.

Dejaremos Tamames por la carretera que conduce a Linares de Riofrío, circulando entre campos llenos de toros bravos, donde destacan las afamadas ganaderías de Puerto de la Calderilla, El Pilar y Puerto de San Lorenzo.

Castillo de Tejeda

La siguiente parada es el Castillo de Tejeda, que fue erigido a mediados del siglo XV, cuando Fernando de Tejeda mandó edificarlo como Casa Fuerte. Formado por una gran Torre del Homenaje de planta rectangular y por un recinto cuadrado de 23 metros de lado que queda protegido por la puerta. La fortaleza está hecha con pizarra de mortero y esquinas de granito. En la actualidad se encuentra prácticamente en ruinas, pero vale la pena verlo para hacerse una idea de la importante función defensiva que tuvo la zona en la época y cómo eran los castillos de entonces.

Se dice que en este castillo vino a morir el último rey godo, el rey Rodrigo, después de la batalla de Segoyuela. Derrotado por los musulmanes y, por tanto, desposeído de sus posesiones y de su corona, vino a terminar sus días en estas tierras de la dehesa salmantina, ocultándose con su amada en la serranía cercana. No obstante, no se trata más que de una leyenda, ya que no hya podido confirmarse con documentos históricos.

Después proseguiremos el camino para encontrarnos con la primera dificultad  en forma de alto de montaña. Desde Rinconada de la Sierra hay que subir unos 5 km a través de la Sierra de las Quilamas que nos llevará hacia una rápida bajada hasta el pueblo de La Bastida, donde la sombra del rey Rodrigo continúa con nosotros.

Castillo de la Reina Quilama

Hacer una ruta por los castillos de la Sierra de Francia y no visitar el Castillo de la Reina Quilama resulta inexplicable. Es cierto que actualmente ya no existe un castillo como tal, sino que esta desaparecido fortaleza forma parte de la leyenda de la zona. Una leyenda que cuenta cómo la reina Quilama se enamoró del rey Rodrigo cuando todavía no era rey. Florinda era entonces una moza y decidió huir con Rodrigo. Con la intención de recuperar a su hija, el Conde Don Julián condujo a los musulmanea hacia la batalla de Guadalete. Rodrigo y Florinda huyeron con el tesoro de los visigodos y se escondieron en Valero. Desde allí, desde su castillo, mandó construir numerosos pasadizos para escapar en caso de un asedio. Sin embargo moriría en la batalla de Segoyuela por orden de Don Julián. Se dice que en  vísperas de San Juan es posible oír los lamentos de su amada desde la profundidad de la cueva.

Continuaremos hasta Cilleros y desde allí nos dirigiremos a San Martín del Castañar, donde la Sierra de Francia se muestra con todo su esplendor. Llena de bosques de robles y de un increíble mosaico de cultivos.

Castillo de San Martín del Castañar

El Castillo de San Martín del Castañar, además de ser una visita obligada por la propia belelza del edificio, merece la pena porque acoge el centro de interpretación de la Reserva de la Biosfera de las Sierras de Francia y Béjar.

Después de un agradable paseo por la localidad, nos dirigiremos hacia Las Casas del Conde y el río Francia. Un remanso de tranquilidad y frescor que invita a relajarse  antes de continuar al marcha hasta Miranda del Castañar.

Castillo de Miranda del Castañar

Miranda del Castañar es el pueblo por excelencia de la Sierra de Francia. Construido sobre una colina y con un impresionante castillo en la misma plaza del pueblo, ya podemos hacernos una idea de su importante pasado militar. En esta plaza se encuentra el coso taurino, que los locales aseguran que es el más antiguo de España.

 

Be Sociable, Share!

Deja un comentario